PSICOLOGIA GENERAL... "MERECEMOS AMAR Y SER AMADOS"(Parte I)
Debemos recuperar el eje de nuestra vida, para reconocer que nos corresponde el protagonismo, que somos lo más importante para nuestra vida ...

TIEMPO DE COSECHA

Vamos a cerrar los ojos. Imaginemos un campo de trigo inmenso con espigas cargadas que se están meciendo al sol y al viento suave. Estas espigas están doblándose, pesadas. Son muy ricas. Estas serán semillas de multiplicación.
Usted imagínese que ese campo es suyo y que tendrá que empezar a trabajarlo a partir de hoy.
Piense que usted tiene en su vida toda la multiplicación, toda la bendición de Dios para que de ahora en adelante salga todo bien.
Es probable que hasta ahora hayamos hecho esfuerzos para concretar sueños, o quisimos iniciar un emprendimiento y no nos animamos. Continuamos las postergaciones, esperando que alguien nos de permiso, que nos aplauda o nos acompañe.
Perdimos el tiempo, el año pasó y no tomamos las decisiones, pues seguimos postergando. El miedo al fracaso sigue controlando nuestro estado de ánimo. El cerebro escucha propuestas provenientes del área de la voluntad
Entonces vamos a declarar ahora que estamos a principio de año:

ESTE ES EL AÑO DE LA COSECHA, TODO LO QUE HEMOS SEMBRADO HASTA AHORA, LO VAMOS A COSECHAR EN ESTE AÑO.

Al ser el tiempo de cosecha, es el día en que debemos movilizarnos. Ello implica lograr RESULTADOS, los cuales nos vienen siendo esquivos, difíciles porque, en algunos momentos, el peso de las circunstancias nos ha deprimido.
En este año será importante tener claro:
  1 - el objetivo (concentrar nuestras energías en él, a pesar de…)
  2 - la decisión (significa poner pasión y alejarnos de saboteadores…)
  3 - el compromiso (sostener día a día nos dará la continuidad…)

Estos recursos serán capaces de cambiar los resultados.
• La fe en la propuesta personal deberá ser más poderosa que el miedo a la crítica, a la envidia y a la desvalorización de los otros(que nunca faltará).
• La actitud de acción debe superar a la conciencia de riesgo.

Cuando decidimos avanzar, Dios se involucra y suelta absolutamente todas las bendiciones de tal manera que vamos a poder estar recibiendo, concretando, multiplicando, comenzando. Todo ello quiere decir que: el que tiene que comprar, que compre; el que tiene que construir, que empiece; el que tiene que vender, que venda; el que tiene que empezar a estudiar, que no se tarde; el que no puede concentrarse porque está trabado en alguna materia, empiece ya a buscar la persona adecuada, algún/a compañero/a de estudio.


CERRAR ETAPAS
Este es el año en que debemos proponernos cerrar las etapas que han quedado inconclusas, completar lo interrumpido o tal vez levantar el proyecto que dejamos caer. Los campos están blancos para levantar la cosecha y ese tiempo... ¡ES HOY! ¡YA tenemos que aplicar las estrategias para tener los resultados que necesitamos!...
Estamos acostumbrados a luchar, y que todo resulte difícil. Podría suceder que el desánimo pretenda indicar el camino más complicado y lento!


SOLTAR EL PERDON
En una determinada etapa de la vida, la injusticia ya ha dejado marcas y el enojo, la rebelión y el resentimiento han controlado y debilitado nuestras fuerzas. El desaliento genera indecisiones que pretenden protegernos.
Es necesario soltar el perdón (aunque el agresivo no lo merezca) para aliviarnos, y poder proyectar futuro. Es tiempo de que nuestros pensamientos dejen de rendir pleitesía al dolor…es necesario para sanar nuestra alma y nuestro cuerpo.


TAREA:
Imagine un gran portón de bronce, muy alto y pesado. Está entreabierto. Usted está allí, parado al costado y tiene conciencia de que posee el poder para cerrarlo. Haga pasar detrás de él a todas las personas que le han hecho daño. Una vez que pasó la última, con todas sus fuerzas, empuje y cierre. Cada vez que el enojo o la impotencia traigan a su mente las circunstancias o el recuerdo de alguno de estos agresivos, repita este ejercicio.
Es tiempo de dejar el dolor .Esto es imprescindible para que las buenas cosas (y la gente buena) entre a nuestra vida para siempre y permanezcan.
2017: “ESTE ES AÑO DE COSECHA” y debemos prepararnos para, finalmente, cosechar toda semilla buena, noble y generosa que hayamos sembrado!!! Sobre este concepto de crecimiento será necesario trabajar
Quiere decir que usted va a seguir sembrando, trabajando, esforzándose, como viene haciendo hasta ahora... pero con otro criterio: ¡El de merecer!!!
La vida es demasiado corta y no podemos seguir esperando.
Ya está la siembra con su resultado y ya nos hemos esforzado. El resto, lo que nos falte (pues seguramente nos van a seguir faltando algunas respuestas, ya sea algún dinero, ya sea la persona que necesitamos...) aparecerá en su justo momento! (No antes…!)

  siguiente